viernes, 3 de marzo de 2017

No era lo que creías....




Imagen: Hampton SC.



Estamos a las puertas de la primavera y, si lleváis un tiempo siguiéndome por aquí o en las redes (recuerda que me haría feliz tu "like" en mi página profesional en Face.....), tendréis más que sabido cuánto me gusta esta estación.

No deja de ser un amor no siempre correspondido...., pues la primavera es ligeramente engañosa e infiel a la rúbrica de sol y tiempo amable que tradicionalmente se le asigna. Más correcto sería decir que, en primavera, una espera que haga "buen tiempo" y, a veces..., es así. Otras muchas, pues no tanto...

Venimos hablando de  la  necesidad de orientar nuestro armario hacia la nueva estación, el armario y la mente.... O, más bien, al revés. Siempre debemos empezar por el espíritu antes que por las perchas. Muchas clientas, cuando realizamos Asesorías, se lamentan de que no pueden permitirse renovar tanto como les gustaría, encuentran que tienen "poco" para variar y confían en mí para ayudarles a sacar partido a lo que ellas consideran insuficiente. En esta tesitura, siempre empezamos trabajando nuestra percepción, para lograr anular tal error..., porque error es.

Un ejemplo..... Imaginaos que solo tenéis un jeans y un jersey negro para vestir durante una semana. Nada más. No hay otra cosa para vestirse en toda la semana. Dicho así parece un verdadero estrago.... pero nada más lejos de la realidad. A ese combo le añadimos un día un pañuelo dejando caer el pico en la espalda y haciendo por delante una lazada. Otro día lo llevamos como cinto y nos ponemos una gargantilla minimal pero lucida... Nos vestimos un tercero con el pañuelo recogiendo el cabello, y nos echamos una camisa larga encima... se la robamos a nuestro padre, hermano o marido .... que quede como un guardapolvo.

Vaya lo que están dando de sí nuestros tristes jeans y el jersey negro.... ¿no os parece.....? Y os puedo asegurar que podría seguir "cuasi" indefinidamente. Porque, en moda, en estilo, no precisamos "mucho" de nada.... sino un "poco" de todo. Esa es una de las claves del armario ligero.

En estilo, la inversión hay que hacerla en las bases, en los conceptos y líneas maestras. Por ello, las Asesorías personalizadas resultan tan útiles.... y no es que quiera barrer para mi casa. Antes de gastar en tus tiendas favoritas, gasta... en ti.... En comprender tus necesidades reales, en entender cómo juega tu contexto y tu trayectoria en tu vida actual. En definir tus aspiraciones. En ver las respuestas que estás encontrando en tu armario.

En los armarios de mis clientas siempre hay tesoros que ellas no "habían visto". Tal vez es un foulard que se convierte en el complemento estrella de casi todos los looks que construimos. Tal vez es el broche vintage que su abuela les regaló hace mil años y que hace otros tantos que no salía de su caja. Tal vez es un bolso que compraron en un viaje y no llegaron a usar nunca....Tal vez es la blazer favorita de su madre cuando tenía su edad, que las enamoró en su día y luego no supieron con qué y cómo darle uso....

Tesoros de armario... ¿Eres capaz de descubrirlos...?

Para lograrlo, reflexiona sobre cuatro puntos:


* Lo que te gusta, lo que te convence, lo que te hace sentir mejor: ¿El color... uno, varios....? ¿Las texturas.... una sensación, un tacto....?¿Los olores... un perfume....? ¿Las asociaciones, la inspiración que emana de los objetos....?

*¿Sabes con que prendas te sientes más confortable, más linda..., más segura....? Y no pasa nada por "abusar" de ellas...

* Repasa con otros ojos tus percheros... Como si fueses un cazatalentos en busca del candidato ideal. Cambia tu punto de vista...., cambia la perspectiva... Toma nota de las sugerencias resultantes.

*Analiza un poco tu zona de confort, ésa en la que ya no piensas y de la que te sabes saliendo muy poquito: cuál es, por qué lo es. ¿Los pantalones.....? ¿Las camisetas....? ¿Coincide con las prendas que te hacían sentir segura, linda y confortable....? Te asombraría saber cuántas veces no coinciden.


Desde estas variables, trabajando sobre ellas......, sacamos conclusiones de estilo que valen su peso en oro. Nos aclaran. Nos descubren a nosotras mismas...., tal vez para ser conscientes, de una vez por todas, que esas paralelas en las que circulamos tan metiditas no nos convencen. O que sí lo hacen.

Y hallamos tesoros. Nuestros tesoros. Hasta que no hemos mirado, mirado viendo...., se puede mirar sin ver...., no sabíamos de su existencia, claro. Tesoros que hacen de nuestro vestidor terreno propio..., único.... Marca personal. 

Por eso, se nos acaba cayendo el lápiz de las manos. Porque, de repente...., se hizo la luz: ni camisas blancas, ni pantalones negros..., el mejor de fondo de armario resulta que era "aquello": aquello que habla, solo, exclusivamente...., "de ti". 


mpmolina71@hotmail.com




Imagen: Hampton SC.




martes, 14 de febrero de 2017

Serenidad.



Imagen: DrimVic


Uno de los signos de nuestro tiempo es la dispersión, la prisa (el motivo y el fin de esa prisa  a veces se desconoce...., es una especie de apresuramiento existencial ab initio....) y la ausencia de calma...., una ausencia que aparece como lógica consecuencia y corolario inevitable tras las dos anteriores premisas.

Muchas veces, cuando hablo por primera vez con una clienta, me doy cuenta de ese apresuramiento mental que todo lo invade. También la conversación. Por ello, suelo bajar mi tono de voz y también imprimo más lentitud a mis frases. Poco a poco,  los ritmos de mi clienta se acompasan a los míos y se reposan.... Y es entonces cuando podemos empezar a trabajar "de verdad". Desde la serenidad.

Una Asesoría se construye y se desenvuelve sin prisas... Con prisa, no avanzamos, sino que dispersamos. Las "penas de estilo" no se aposentan en nuestro armario en dos días. Es difícil, por lo tanto, que podamos exponerlas y acabar con ellas en dos horas. Es más que difícil.... Es ilusorio.

No hay prisa alguna para descubrir por qué ese armario ya no es el tuyo, aunque lo sea formalmente. Tenemos que "creernos" que lo vamos a acabar descubriendo.... pero a su debido tiempo. La clienta me cuenta algunas cosas vía mail, me cuenta algunas más cara a cara, su armario unas terceras... Y así, poco a poco, desenvolviendo la madeja, parándose, mirándose "mucho" a sí misma, frente al espejo y sí..., también a través del espejo...., vamos recopilando conclusiones como quien recoge rosas....Una, otra, otra.... Llenando el cesto.

Mi Asesoría de imagen  y estilo es una invitación a parar primero. Y a reflexionar después. Solo después de bastante parar y bastante mirarse... por dentro.... se hace necesario coger las perchas.

Hay clientas que ya han hecho esta labor ellas solitas... y yo me encuentro en un nuevo punto de partida más sencillo. Ya, de verdad, frente al armario. Pero muchas, no.... Y entonces lo hacemos.... juntas.

Un modo muy habitual de llegar a una Asesoría es tras haber participado en un Taller de estilo. 


En mis Talleres de estilo, propongo un ejercicio encamido a facilitar esta labor de necesario reposo, remanso e introspección. Para llevárselo a casa..., una vez que concluimos el Taller, quiero decir. No lo hacemos en grupo. Es misión propia, personal e intransferible.

Se trata de crear un panel de inspiración que recoja elementos que nos definan, con los que nos identifiquemos, que marquen una lectura de nuestro interior, con solo echar un vistazo.... Y que serenen. Tanto más necesaria esta alegoría de la serenidad cuanto menos creamos poseerla. Porque solo desde ella, insisto, re-construimos.





Por ejemplo...., una flor recogida en el jardín..., un encaje de algún pañuelo de nuestra madre...., guardado con cariño.... o, más probable...., olvidado hace años.... pero igual de importante al ser reencontrado. 

Unas conchas de la playa de nuestro último verano.... , alguna foto especial que nos conmueve, fotos que pueden ser nuestras o totalmente Pinterest.... da lo mismo.... Se trata de que nos llenen. De que nos hablen. 

Sobre una cartulina blanca o un panel de corcho, una base cualquiera con la que previamente nos habremos hecho, dejamos que todas esas fotos, imágenes y objetos se muevan y encuentren su sitio.... Quitamos, ponemos...., subimos, bajamos...., centramos.... Descartamos, aceptamos....

Cuando sintamos que hemos, realmente, creado algo muy personal...., habremos acabado. Tendremos una lectura de nosotras mismas llena de armonía, muy descriptiva...... Una pista gráfica de dónde está nuestro espíritu "ahora mismo", tal vez incluso de a dónde queremos llevarlo. 

Frente al armario, empezaremos a comprender, entonces...., casi sin esfuerzo...., qué prendas nos aportan bienestar y se suman a nuestro actual devenir.... y por qué.... Y cuáles, por el contrario, restan, sobran, ocupan espacios que queremos vacíos.... impolutos.... blancos..... limpios. 


Serenidad. Talleres de estilo. Estilo feliz. Tu estilo. 

Pídeme info.....

mpmolina71@hotmail.com





Imágenes: DrimVic




miércoles, 1 de febrero de 2017

¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas....?



Imagen: Hampton SC



"¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas...?" Imagino que todas conocéis el film de Ridley Scott, u os suena...., al menos..., Blade Runner. Es ya, creo, un clásico. Realmente esta película es la adaptación libre de una novela... en la cual se contiene la pregunta con la que he dado título al post...., novela igualmente relevant en su género. Pero confieso mi ignorancia: no recuerdo el autor. Podéis mirarlo en Google. A qué voy a dármelas de más experta de lo que soy buscándolo yo y copiándolo aquí....

La frase, o interrogante en cuestión pertenece a mi lista de pensamientos mantra, ideas recogidas de aquí y de allá que, por algún motivo, me han encantado en un momento de mi vida y ahí siguen.

El supuesto sueño de los androides con ovejas tan eléctricas como ellos mismos, me sugería (y me sigue sugiriendo....) una cierta tristeza. Por la incapacidad de soñar con "ovejas reales". Por la imposibilidad de ser lo que no son... y quisieran.... Alma, espíritu, carne.... Humanos, vaya. El precioso tema principal de la película no hace, en mi personal interpretación,  más que apoyar tal anhelo triste e imposible... Porque está cargado de una melancólica saudade... Una añoranza que flota..., que vaga tenuemente...., que envuelve. 

Y todo esta reflexión al hilo de ningún abundamiento... a qué viene, os preguntaréis.  Pues viene a cuento de nuestro armario y de nuestro, cómo no, Estilo. Así con mayúscula. Estilo deseado. Estilo que queremos hacer posible. Estilo aún no definido. Estilo perseguido. 

Enero se ha cerrado en el calendario y el mes más breve del año podemos comenzarlo con la misma indefinición, con igual sensación de estar perdidas frente a nuestras perchas, de no saber qué queremos, qué nos conviene... si es que nos conviene algo de lo que cuelga de ellas.... que, tal vez, ni eso. Podemos, insisto, comenzar un mes más así de "bien" o, por el contrario, tomar las riendas de nuestras necesidades de estilo y decidirnos a sentar las claves de su concepto, como primera medida...., participando en uno de mis Talleres. 
Avanzar desde "qué es estilo" a "qué estilo es el mío". Avanzar desde ese armario que no da ya respuesta a la mujer que somos "ahora" a un nuevo armario...., construido sobre la energía, el empuje, la reafirmación...., que nos brinda una sonrisa. Porque cuando sonreímos al enfrentar la imagen que nos mira tras el espejo... es que hemos empezado algo bonito: una mujer que se mira a sí misma.... para después poder mirar al mundo.

Insisto. Hay que mirarse... con mirada interior. Descubrirse. 

Y, tras estas reflexiones, en definitiva, la pregunta.... ¿Mis Talleres están hechos para ti....? Sí, siempre. Porque el estilo está hecho para ti. Estilo y felicidad. Estilo feliz. 

Quiero recordaros, por otro lado, que tengo una opción de Taller en la que, además de trabajar sobre cambio, estilo y felicidad,  podéis disfrutar de un Showroom con una de mis artesanas favoritas.... La conocéis ya. Carmen construye historias con sus cuentas.... Cuentas e historias es su firma. No podía ser de otra manera. Tu estilo, el de cada una de vosotras. Tu armario, un armario que deseamos ligero... Dejando que tu armario cuente tu historia. 
Tú y tu grupo de amigas..... En exclusiva, cien por cien personalizado y en el domicilio que prefiráis. Privacidad... Porque, en ocasiones, lo queremos todo muy íntimo.... pero muy bello. Eso es un Taller Showroom. 



Imagen: Cuentas e historias.
  

¿Vas a seguir soñando con ovejas eléctricas....? Un mail para empezar.... a cortocircuitarlas. Aquí te lo dejo.

mpmolina71@hotmail.com



Para animaros a dedicaros tiempo y a invertir en vosotras, durante toda esta semana  y hasta el viernes 10/02, tendréis un 20% de descuento en mis servicios de Asesoría, tanto en las Cartas de Color como en las Revisiones de Armario y Estudio de imagen o las consultas on line "Tus dudas". 

No hablo de los Talleres, que siguen otras dinámicas y estructuras y que, creedme..., son ya todo un regalo por la cantidad de información que os brindan. 

Venga, se acabó dar vueltas y no atreverse.... 

Te espero....


Un bello día.... 





martes, 17 de enero de 2017

De estilo y palabras.




Imagen: Hampton SC



Tras estas semanas de desconexión en el blog, un poco motivada por las celebraciones y eventos de fin de año y la toma de contacto con el nuevo....., regresamos a nuestro espacio compartido con un ejercicio que me gusta proponeros de cuando en cuando.... y todos los inicios de ciclo son un excelente momento para ello.   Se trata del uso del lenguaje como estrategia para visualizar emociones y sentimientos que nos proporcionen calma, energía o felicidad, según se tercie.... Felicidad entendida como la plácida sensación de encontrarnos donde queremos estar, como queremos estar y con quien queremos estar... (muy importante que ese "quién" nos incluya..., lo cual es todo un ejercicio en sí mismo).

Os preguntaréis qué tiene que ver tal ejercicio con el estilo...., pero lo cierto que tiene una relación muy directa, como voy a explicaros.

A lo largo de varios posts anteriores, hemos estado repasando las claves del cambio como motor de estilo, cambios vitales que el devenir vital nos presenta y que debemos asumir si no queremos estancarnos. Asumir interiormente..., en primer lugar..., para poder trasladarlos al armario, en segundo lugar. Estilo es actitud...., ante todo, pero también es nuestra manera de presentarnos al mundo... y, para ello, el vestidor es nuestro gran aliado. Cuando la mujer que refleja el espejo nos sonríe...., ah...., qué felices..... Sí, estilo feliz.

Os he propuesto también, como otro elemento más de estilo, la transformación de nuestros hábitos en rituales, así como la creación de espacios breves a lo largo del día para sentirnos "sencillamente bien" y serenarnos...., nuestros "cinco minutos felices". Muchos cinco minutos felices a lo largo de nuestra jornada...,  para respirar...., para  lograr sonreirnos y sonreir casi sin darnos cuenta. Porque la felicidad se basa en las cosas pequeñas más que en las grandes, vamos a llenar nuestro día de muchas pequeñas cosas bonitas.

El ejercicio que hoy os traigo es otro peldaño más. Ganar en estilo creo que, a estas alturas y con lo dicho..., os ha quedado claro que empieza con la reflexión, con una necesaria dosis de introspección o una mirada interior, como queramos decirlo. "Una mujer que mira al mundo" es una de las fases de mis talleres de estilo, pero es la "última"...  Antes, hemos de mirarnos a nosotras mismas,  a esa mujer que nos contempla desde el espejo. Y hacerlo con palabras nos ayudará en esta labor de "aprehensión", de captar e intuir... 


Imagen: Hampton SC


Agenda en mano, pensamos en grupos de tres palabras que nos hagan sentir cómodas, que reflejen ideales asequibles y asumibles, que nos permitan visualizar contextos donde queramos estar, auras y ambientes que sintamos nos pertenecen mentalmente... Y todo ello, diferenciando las series,  referido tanto al hogar como a nosotras mismas y a nuestro armario. "Mi casa". "Yo misma". "Mi armario".  Los vamos anotando e incluso podemos añadir una pegatina o un dibujo inspirador referido a esas palabras. Por ejemplo....

 * Luminoso, tranquilo, acogedor. 
 * Velas, flores, café. 
 * Natural, sencillo, pausado. 
 * Agradable, limpio, cómodo. 
 * Rosa, básico, calentito. 
 * Luz, sonrisa, foulards. 


Imagen: Hendaya Style

Imagen: eseOese


 Dediquemos tiempo.... No nos cansemos a los treinta segundos y dejemos fluir la mente, sin más.... No se trata de estar "media hora haciendo deberes", sino de plasmar ideas, plasmar aspiraciones y sentimientos.... Al escribir estas palabras, visualizamos su concepto y lo hacemos nuestro. Estamos más cerca de materializarlo, una vez que nos lo hemos apropiado interiormente. 

Tenerlo por escrito, nos permitirá volver a ellas....,  a nuestras palabras llave, repasarlas, añadir, restar, corregir... Comprobar al cabo de la temporada si se han mantenido o si es menester sustituirlas... 

Yo siempre sugiero, en mis talleres de estilo, que os las pongáis "bonito" e imprimáis..., para, además de en la agenda, dejároslas en un tablón de trabajo en vuestro despacho o en un panel tipo moodboard en vuestro espacio favorito... 



Imágenes: Hampton SC


Estilo. Palabras. Palabras que crean y construyen. De dentro a fuera... Estilo hecho palabras. Las palabras de tu estilo.


mpmolina71@hotmail.com


viernes, 9 de diciembre de 2016

Días de diciembre.





Diciembre son muchas cosas (casi todo en la vida encierra mucho más de su propio concepto...). Es el último mes del año. Es el inicio del invierno. Son días de bella luz fría..., un ambiente helado que no deja de resultar atrayente e introspectivo..., a la par. Es tiempo de jerseys.... Si no los usamos ahora, o los empezamos a usar ahora..., posiblemente ya no los vayamos a utilizar...,  no sé si nunca..., pero, desde luego, no esta temporada.

Es, también, tiempo de encender velas... y recogimiento en casa. Manta, velas, sofa, "pelifavorita" (o "librofavorito", "músicafavorita"... Cada cual deberá escoger. Tal vez todo junto... por ratos...).

Diciembre es buen momento para tomar chocolate caliente... y, cómo no, Diciembre es Navidad. Con todo lo que ello implica.


Imágenes: Hampton SC


No soy especialmente amiga de las temperaturas que "padecemos" últimamente...., al menos en Madrid. Ya sabéis -creo- que yo os "hablo" desde Madrid. Soy mujer de primaveras, veranos no torrefactarios (la vida delicuescente de los 40º ... no... tampoco.....) y otoños suaves. No lo soy de inviernos fríos. Nací en junio y pienso que, un poquito, algo tiene que ver..... Ese despertar a la vida en medio del ambiente templado, claro y luminoso de un junio  madrileño....

Sin embargo, la belleza está en todas partes, incluido el invierno,  puesto que es un aura más que una circunstancia material, en su razón profunda lo es.... ,  y en todo lugar, todo tiempo, todo contexto, podemos percibirla y sentirla si somos capaces de abrir nuestra mente y nuestra mirada... interior. 

Desde el punto de vista del estilo, debemos saber imprimir el nuestro a todos estos días que se nos vienen encima. Impostarse en lo que no se es nunca da buenos resultados y hacerlo en unas fechas en las que debería primar el sentido espiritual más que nunca, si queremos que sean algo más que excentricidad fiestera y consumista...., además de no dar resultados es que resulta terriblemente fatigoso...

¿Hemos llegado a diciembre conociéndonos un poco mejor...? ¿Nuestras expectativas, nuestras posibilidades reales, nuestros proyectos....? ¿Hemos logrado asociar ese conocimiento a nuestro armario...? ¿Nos hemos reconciliado con la mujer que vemos reflejada en el espejo...? ¿Hemos comprendido que dedicarnos tiempo no es traicionar a nadie....?

Desde todos estas pequeñas grandes conquistas, seremos capaces de vivir, tal vez por primera vez en mucho tiempo, las Navidades que queremos. 

Y de brillar.....

No es malo brillar. Una mente amiga. Un armario amigo. Un estilo... feliz. Nuestro. El brillo viene inevitablemente cogido de la mano de estas variables.... Y nos sacará una sonrisa. Seguro. 

¿Es eso malo...., es frívolo....?  No lo es. Reivindiquemos nuestro brillo, nuestro estilo..., como necesarios presupuestos de bienestar.


Imagen: Hampton SC


Me gustaría invitaros a ser especialmente auténticas estos días. Sé que cuesta. Nos dejamos llevar por los hábitos sociales y familiares que, tal vez, coincidieron en el pasado con nuestra personal querencia... pero que, también tal vez..., ya no lo hacen. No se trata de irse a las barricadas..., sino de crear espacios para sentirnos "cómodas". Estilo. Envolviendo esos espacios nuestros... 

Puede que sea una decoración muy minimal. Un look más sobrio en esos días clave.... Unas compras muy comedidas. Una serie de propuestas solidarias, más que regalos al uso... Una vela encendida oliendo a canela, cada noche,  mejor que un árbol iluminado presidiendo el salón...

Defendamos esos espacios. Tomemos esas decisiones. Hagámoslo con afecto a los "otros" desde el afecto por nosotras mismas, en primer y necesario lugar... Y, desde el afecto, sabremos crear armonía. No lo dudéis. 


Imágenes: Hampton SC


Finalmente, rodeadas de mucha extraversión casi inevitable...., os invito a no dejar que la marea os arrastre y a practicar de modo consciente un poquito de sana intraversión. Recogimiento obligatorio, en algún momento de nuestro devenir diario...., para no perder la cabeza en pos de la luces y las listas de.... lo que sea. Porque diciembre es, también, el mes de  las listas. Demasiadas. 


Yo suelo trasladarme, mentalmente, a mi granja sueca favorita.... Malin Bohm. Creo que la autora de este blog ha decidido cerrar su puerta y me da mucha pena..., pero ahí nos quedan todas sus bellísimas entradas, un canto a la vida eco, sostenible, con aura vintage y vocación handmade. 
 

Imágenes: Malin Bohm


En definitiva.... Van pasando los días de este mes singular y es menester que no pasen por encima de nosotras..., sino a nuestra vera.... Aliados y no enfrentados.  No dudes en brindar "su diciembre" a los que quieres.... pero no pierdas, por ello..., el "tuyo". Estilo será hacer magia.... y aunarlos. Magia posible...., sencilla, la que deviene de priorizar y de saber "parar" e, incluso, decir "no". 

En la aventura de acabar el año siendo más tú que nunca...., recuerda..., puedo ayudarte. 

Con mis Talleres de estilo, mis Asesorías de imagen y armario, mis servicios concretos y muy centrados...."Tus dudas", "Tus compras". 

Siempre estoy..... al otro lado del mail. Pídeme info......

Gracias por leerme.... Y, ahora..., ¡¡brilla...!!

 

mpmolina71@hotmail.com

















jueves, 1 de diciembre de 2016

Lista de tareas.... y una pop up con premio.




Imagen: Nanit Handmade




Sí.... ya sé que ha pasado muuuuucho tiempo (mal... ) desde mi última entrada. No me corrijo en esto de actualizar debidamente el blog... ¿Puedo pediros  que no dejéis de visitar mi página profesional, en la cual publico diariamente...? Una pequeña compensación.

Hoy quiero recordaros que tenemos todo el calendario de diciembre .... a punto de caramelo. Diciembre significa Navidades y una vertiente (no la más importante, pero sí muy consistente en cualquier agenda....) de las Navidades significa, a su vez...,  fiestas varias, encuentros familiares, amistosos, profesionales.... y, es inevitable...., compras.

En todo esto puedo ayudaros... De hecho, lo hago a menudo  y lo hago muy bien, con lo cual espero poder transmitiros cierta seguridad y confianza en "mí"... Ya nos vamos conociendo..., pienso yo... Y si os faltan datos...., hechad un vistazo a entradas pasadas en el blog y a mi perfil profesional en Face, como os sugería más arriba. Creo que pueden aclarar bastantes dudas. Para el resto....., línea abierta vía mail.

mpmolina71@hotmail.com

Puedo ayudaros, retomo. Enfrentarse a una sucesión de reuniones con ganas de no gastar demasiado es tan sensato como recomendable. Tirad de armario, sí, pero hacedlo bien.... Mi Asesoría "Especial eventos" es imprescindible para parecer que estrenas sin hacerlo..., para lograr muchos looks con unas pocas prendas y para que cada outfit exprese... lo que tú quieres. Estilo, por supuesto..., pero "el tuyo".

Si tu sensatez va más allá de las fiestas y has decidido, sabiamente, estrenar año dando un giro de 180º a tus perchas..., mi servicio "Tu armario" va a lograr que haya un antes y un después. Dejarás de tener que presentarte todas las mañanas a ese desconocido..... "Buenos días, Sr. Armario..... Verá.... es que yo quería alguna cosita que me siente bien.....". Eso..., se acabó... No solo controlarás perfecta y fácilmente su contenido (una sensación muy agradable, te lo aseguro...., saber qué es lo que tienes... y dónde lo tienes.....) sino que cualquier percha que escojas será tu amiga.... "Solo" prendas en tus colores (tu paleta cromática que, por fin, habrás averiguado, porque yo te la descubriré...., cuál es.....),"solo" prendas adecuadas a tu morfología y... nada de excesos que no nos dejan ver.... Unas pocas y suficientes prendas pensadas para ser mezcladas.... Porque un armario inteligente no es un armario abarrotado, sino bien mezclado. 

Ya sabes mi lema, "Asesora de estilo feliz y de armarios bien mezclados". Descubrirás que es "literalmente" así... y cien por cien aplicable a tus necesidades. 

No dejes pasar la oportunidad de iniciar el año con tanta libertad.... y de vivir las fiestas con las tareas hechas. Ahora es el momento para  que este servicio, "Tu armario", te sea más útil que nunca. 

Finalmente, en lo que a recordatorios hace..., no olvidéis que mi servicio "Tus compras" logrará que regalar adquiera un sentido mucho más placentero.... Porque a todos nos gusta hacer regalos...., ver sonrisas...., compartir alegrías... Pero hay una parte menos grata: buscar, buscar, buscar otra vez... Volver a empezar..... para acabar con algo que no nos llena...., pues... como que no.  Mirad, mis posibilidades son mucho mayores. Conozco muchas firmas, creadores, artesanos...,  tengo muchos recursos para localizar ese regalo "ideal" que te hará ilusión a ti y a su destinatario. Me bastará  un pequeño apunte para entenderos a ambas partes.... Y cuando veas el tiempo y las energías que has ahorrado, te parecerá mentira que no hayas hecho uso de este servicio mucho antes. ¿No lo tienes claro...?¡¡Haz la prueba....!! Porque yo tengo clarísimo lo encantadas que quedáis con "Tus compras". Lo veo... ¡¡siempre...!!


Bueno, ya basta de tareas pendientes.... Tu agenda de diciembre, como ves, ya la tenemos controlada. Vamos a trabajar en equipo para ello.  Por eso, ahora viene.... un premio.... una sorpresa bonita. 

Chicas de Barcelona.... Atentas. El próximo día 2 Andrea Martínez, una de nuestras pequeñas grandes firmas de autor, organiza una venta especial, una pop up. Tenéis la mejor ocasión posible para haceros con sus modelos a buen precio.... ya que os brindará un 20% de descuento en su colección, probaros todo lo que os apetezca, charlar con la propia Andrea... Todo ello, con una copita de cava en la mano. Ganas me dan de presentarme allí.... 



En cierta medida sí voy a estar. ¿Cómo....? Sencillo. Entre todas las que tengáis el buen sentido de comprar uno de los diseños de Andrea en la Pop up, sortearemos una Carta de color, una Asesoría específica para conocer tu paleta cromática estacional. Es un servicio que realizo on line, con lo cual tan solo preciso una fotografía vuestra, un primer plano de vuestro rostro sin maquillar. A vuelta de mail, recibiréis una completísima información sobre la estación cromática a la que pertenecéis, qué colores os favorecen singularmente, cómo llevarlos....  Todo ello completado con  una serie de consejos de estilismo -en el ámbito del colorido- que van a hacer de vuestro armario un espacio mucho más amable de lo que, seguro...., es ahora.

Para compensaros a todas las demás.... las "no ganadoras"...., tan solo por haber comprado un modelo de Andrea en el evento del día 2, tendréis un 20% de descuento en este servicio Carta de color. De modo que aquí nadie pierde.... Andrea y tus colores.... ¿te imaginas mezcla mejor....? 

En la Pop up os informarán, pero para reclamar tanto el premio de la Carta gratuita como el descuento para las restantes, deberéis poneros en contacto conmigo, vía mail. 

mpmolina71@hotmail.com




La guinda del pastel de hoy, en el sentido del cierre del post...., la puntita....., que todo lo que os he dicho es información de la buena...., la va a poner una encantadora firma handmade que he descubierto hace poquito y que me parece puede gustaros, a muchas, como idea de regalo o autorregalo... Se trata de Nanit. Sus creadoras realizan artesanalmente complementos de sabor retro, utilizando tejidos vintage que reciclan... Fundas varias, estuches, marcapáginas... Y, también, velas en soportes de antiguas tazas  y atrapasueños en crochet y encaje. Vamos, un paraíso dulce si amas el aura de los tiempos de antaño... 

Es a esto a lo que me refería cuando os explicaba que, gracias mi servicio "Tus compras", puedo descubriros muchas más opciones de regalo de las que, en principio, podáis tener en mente. Porque yo siempre estoy en busca y captura de las creaciones más bonitas y especiales.... para vosotras... y en la franja de precios que escojáis.... A veces, un detalle que nos parecía demasiado insignificante lo es todo... Porque es el detalle esperado. El cariño..., la ilusión.... hacen magia.


Imágenes: Nanit Handmade


Ahora sí que os dejo... Deseando estoy saber de vosotras, ya sea a través de una Asesoría o a través de esas Cartas de color que, venga..., no podéis dejar escapar... 

Su coste normal, es un servicio on line, insisto, da lo mismo dónde viváis..., son 15 euros... Y al llevaros una prenda de Andrea en su Pop up del.... vamos a recordar... deberes..... "02/12/16", se os quedará, con el descuento del 20% que os hago, en 12 euros. Una gran oportunidad. 

Gracias siempre por estar ahí.... Y, cómo no..., sed felices... con estilo. Estilo feliz.