miércoles, 3 de agosto de 2016

The Sound of Silence.










Me es difícil comprender y ligar el concepto de "vacaciones" al ruido y la dispersión... Al exceso de gente en un mismo lugar, sea una playa o un restaurante... Me es imposible asociar "descanso" al exceso de extraversión, a la desconexión permanente de nuestra mirada interior...., esa mirada que se dirige desde el centro de nuestro yo más íntimo a la esencia misma del objeto (o la persona....) que capta. 

Además del título de una archiconocida canción de Simon and Garfunkel, el sonido del silencio es, en mi perspectiva, una invitación a la pausa...., a la reflexión... Buscarlo y escucharlo se hace tan necesario para encajar las piezas del puzzle que, a menudo..., es nuestra vida cotidiana, como lamentable es su voluntaria pérdida. Huir del silencio, siempre...., es como huir del propio espíritu... Vaciarse de silencios...., llenarse de ruidos...., es el camino más fácil para perderse.... y no encontrarse. 
 Hazte, pues, un regalo.... y permite que estas vacaciones el silencio interior te llene y te renueve. Busca y alíate con el silencio externo y la plenitud de sus bellos sonidos....  El viento entre los árboles..., o acariciando campos de trigo, de brezo.... Y a ti, también...., a tu rostro...., a tus cabellos.... El mar que golpea las rocas de un acantilado, o que muere en breves olas a los pies de una orilla arenosa.... Mil pájaros saludando el alba. Mil colores en escala ardiente incendiando la línea del horizonte, al ocaso... 

Hora de la tarde... fin de las labores... 

Soledad sonora.... "La noche sosegada, en par de los levantes del aurora. La música callada. La soledad sonora". 

Son versos de San Juan de la Cruz, susceptibles de muchas interpretaciones...  pero, ante todo, bellos.... y ciertos. 



video









Viviendo nuestro verano slow, desde Un bello día.  Y sí.... también hoy hemos hablado de estilo.... Porque éste solo va a surgir, el tuyo,  el que te hará feliz..., cuando te hayas vaciado de los ruidos que no te definen y que has dejado se acumulen en tu vida y la posean.... casi del todo..... intereses que creíste necesarios... y no te han satisfecho, pretensiones que tal vez acogiste en el pasado..... con las que ya no te identificas....,  aspiraciones a las que, en verdad...., tú no aspiras..., sueños de otros... con los que tú no sueñas.

El ruido que no te deja oírte.... A ti. A la mujer que eres. Que clama con serenidad... pero con  perseverancia.... por hacerse presente. Por hacerse escuchar.  Esa insatisfacción permanente frente al espejo... sí.... es, en realidad, la insatisfacción de haber"te" perdido un poquito...., como te decía más arriba. 

Por ello, desde el silencio que vas a crear...., reencuéntrate..... Sonríete...., de nuevo.... Reconócete. Abrázate. 

 Vuelve a mirarte, ahora.... Una mujer frente al espejo, otra vez... Tu imagen reflejada... ¿Un día más....? Sí... pero también el día primero.... Porque esa imagen que el espejo te devuelve, como ayer...., está "hoy" trazada por una nueva voluntad. La tuya... Solo.... y cuánto.  
 




Imágenes: Hamptons SC




Nos vemos la semana que viene, en principio, salvo que me apetezca mucho compartir algo con vosotras vía blog en lugar de por Face... Allí, como sabéis...., ¡¡espero....!!, actualizo prácticamente a diario con mis tips de estilo práctico, mis collages de outfits, mis presentaciones de firmas sostenibles..... Me encanta que sea nuestro punto de reunión habitual.



Recordad que, seguramente, en agosto, habrá una sola entrada semanal, por ello la procuraremos enjundiosa...



¡¡¡Muchas gracias por pasaros.... siempre....!!!



mpmolina71@hotmail.com





No hay comentarios:

Publicar un comentario